Cómo mantener el fuego vivo en el matrimonio

Hay actos amorosos que tienen un efecto directo en la vida íntima de la pareja.

Hacerlas prioridad, puede darle un nuevo impulso al amor.

Busca los detalles de la intimidad como una prioridad en tu relación, por ejemplo:

Mirarse los ojos

Una mirada puede encender la pasión. Pocas veces nos detenemos frente a la persona que vemos todos los días para mirarla a los ojos. Posiblemente dejarnos mirar y encontrarnos con una mirada en un espacio íntimo, sean unas de las experiencias más bellas y profundas. Decir una palabra con el apoyo del contacto visual, nos revela más información. Una mirada no solo puede decir mucho, sino también despertar sentimientos muy hondos que nos acercan al otro y se reflejan en risas cómplices, apreciación o admiración.

Aprender a esperarse

Aprender a esperarse en sus ritmos sexuales para que los dos puedan disfrutar de la intimidad, no solo provocará que la acción voluntaria de considerar al otro y lo que están viviendo como prioritario sea percibido como un verdadero acto de amor, sino que también aumentará la expectativa, la tensión y el deseo. El cerebro experimenta más placer cuando la anticipación de la recompensa continúa por algún tiempo antes de que la reciba. Tomarse un tiempo durante los juegos previos, compartir fantasías, cambiar de lugar y no apresurarse, harán que el sexo sea algo de los dos.

Separar la intimidad sexual de la rutina

Cuando estamos con nuestro cónyuge el foco tiene que ser el de permanecer con él, dejando de lado los problemas y las tareas pendientes del día. Es importante poner toda la atención en el momento de intimidad, ya que la excitación cae cuando estamos distraídos o estresados. El dormitorio debería reservarse como un espacio de exclusividad para el amor. A partir de cierta hora, se puede pactar no hablar de temas que generan tensión, ansiedad o estrés. Solo amarse. Puede parecer algo menos espontáneo, pero al final ambos estarán esperando con ilusión ese momento para ellos, exento de todo lo demás.

Tomarse de las manos con más frecuencia

Tomarse de las manos libera oxitocina provocando una sensación de calma y tranquilidad. De hecho, diferentes estudios muestran que también esta hormona se libera durante el orgasmo sexual. Este tipo de afecto físico reduce el estrés predisponiendo mejor a estar con el otro. Muchas veces se ha dicho que las manos son como una extensión del alma, un nexo que permite conectarse y hacernos sentir con certeza que estamos unidos. Son un sostén, un apoyo e incluso una fuente de seguridad y fortaleza como símbolo de confianza.

Pasar tiempo a solas

Es importante que los esposos pasen tiempo solos. Pueden ser actividades que les gusta o disfrutan hacer juntos como tomar un café o un helado, tener una salida al teatro o ir a caminar. Diviértete cortejando a tu cónyuge en estos espacios diferentes. Todo lo positivo que haces en tu relación es parte de tu vida íntima con esa persona, porque aunque no todos los momentos terminen con el contacto genital, estos irán sumando a la vida sexual de la pareja. Pasarlo bien juntos y ser amigos es el pegamento que los mantendrá unidos.

Centrarse en el toque cariñoso

Los toques cariñosos que afirman a la persona, alimentarán las posibilidades de encender la chispa entre ambos. Estos pueden ser un abrazo tierno al levantarse o al acostarse, darse un masaje en la espalda y los hombros, o suavemente pasar los dedos sobre el cabello del otro. Este tipo de contacto cariñoso es una forma poderosa de demostrar pasión, incluso aunque la persona parezca fría o poco sensible. Especialmente para el hombre, será un verdadero ejercicio el pensar que no es un toque sexual – aunque a un nivel más profundo lo sea. Precisamente el no hacerlo sexual, será clave para reavivar el deseo.

Expresar los deseos

Compartir los deseos y las fantasías íntimas con la persona que amas puede encender la pasión de nuevo. No solo lo que dices, sino especialmente cómo lo dices y en qué tono. Si tienes dificultades para poder expresarte, considera recurrir a una terapia individual o de pareja que pueda ayudar a mejorar la comunicación. Considera el sexo como una oportunidad para conocer mejor a tu cónyuge. Tal vez haya aspectos del otro que no conoces. Las parejas que se conocen íntimamente y conocen bien sus gustos, disgustos, esperanzas y sueños, son los que pueden amarse mejor.

Crear un ambiente íntimo

Crear un ambiente propicio para la intimidad es importante. Hay muchos factores externos como la televisión o el trabajo que bloquean la pasión. En cambio, una comida acompañada por vuestra música favorita o un buen vino, pueden preparar el escenario perfecto para un encuentro íntimo.

 


Vacaciones con Todo Incluido en Le Blanc Spa Resort.

Las mujeres tienden a tener más en cuenta el detalle de un espacio agradable, pero incluso los hombres no quedan indiferentes al aumento del afecto físico y la sintonía emocional que despierta un ambiente que ayuda a mantener un vínculo profundo y significativo.

La vida de pareja no se trata solo de compartir las responsabilidades de la casa o tratarse bien, es respeto y llevar una vida íntima óptima como de lugar.

Si requiere alguna sugerencia, puede escribirnos a contacto@eldiariosentir.com 

También puede ir directamente a la página de contacto.

Gracias !

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.